viernes, 13 de febrero de 2009

Cómo hacer un blog (edición para profanos).

Me decía un amigo ayer que quería abrir un blog, que le llamaba la atención este mundo de la Web 2.0. El hombre, además, no quiere abrirlo por capricho, tiene una temática -que anunciaré y publicitaré porque es desternillante cuando llegue el momento-.

El problema ante el que se encuentra mi amigo es que no sabe cómo hacerlo, así que obviando los pasos estratégicos a la hora de abrir un blog -elegir temática, programar frecuencia de actualización y todas esas cosas de las que la inmensa mayoría pasamos-, voy a explicar los primeros pasos, a nivel técnico, que un usuario inexperto necesita para crear un blog.

Elegir el alojamiento.

El alojamiento es el lugar de la web (físicamente un ordenador conectado a Internet, un servidor) donde vamos a almacenar nuestro blog. Tenemos dos opciones: la gratuíta y la de pago.
La de pago es sin duda la mejor. Tienes flexibilidad para utilizar el programa que quieras, para personalizarlo, tunearlo y hacer lo que te de la gana. Pero recordemos que este texto es para usuarios profanos, así que si no tienes dinero para contratar a un programador para que te instale, configure y mantenga el blog -o un pardillo de cerca que lo haga gratis, no improbable- descartamos la opción de pago y pasamos a la gratuíta.

Los alojamientos gratuitos normalmente nos van a hacer perder flexibilidad a la hora de elegir el aspecto y las funcionalidades de nuestro blog, sin embargo nos configuración y mantenimient. Hoy día son servicios muy avanzados con los que se puede trabajar a nivel principiante sin ningún problema o a nivel experto -hasta cierto punto-. Los dos servicios de blogging principales son Wordpress.com y Blogger.com. Vamos a comparar ciertos rasgos de ambos servicios para ver cuál se ajusta más a nuestras necesidades:
  1. Sencillez de uso del administrador. Para mí, hasta ahora, el más sencillo con diferencia era Wordpress, pero desde el cambio a la versión 2.7.x el panel de control se ha convertido en un pequeño amalgama de opciones de las que tendremos que seleccionar las dos o tres que más nos interesen para un uso sencillo. No obstante, en proporción con las funcionalidades que ofrece y en cuanto a diseño, sigue pareciéndome más sencillo y más útil el de Wordpress.
  2. Sencillez de configuración. De nuevo el punto se lo lleva Wordpress.com. Cumple esos cánones de los diseños 2.0 que multiplican la usabilidad mientras que Blogger está estancado en un diseño relativamente obsoleto, con unas plantillas de publicación sencillamente horrendas y de dificil personalización para un usuario no experto.
  3. Flexibilidad. Aquí es Blogger.com quien aplasta a Wordpress.com. Si bien la plataforma WordPress tiene una infinidad de plugins que van a cubrir casi cualquier necesidad del editor, en Wordpress.com apenas tenemos disponibles los más comunes. En Blogger, sin embargo, podemos hacer casi cualquier cosa con nuestra barra lateral (incluso añadir publicidad, cosa que no se puede hacer en wordpress.com), hasta el punto de que encontraremos usuarios que han llegado a configurar verdaderos atentados contra el sentido commún del diseño -hagas lo que hagas, recuerda siempre que debes aprovechar utilizar la técnica en función de tus necesidades, no de tus posibilidades-.
  4. Integración con otros servicios: Vuelve a ganar blogger porque pertenece a Google y tu cuenta estará integrada con sus servicios (Reader, Analytics, AdSense, AdWords, y por supuesto el indispensable GMail). Clarisimamente, si tienes algún tipo de pretensión de hacer unas monedas con tu blog -habiendo descartado un alojamiento propio- deberías elegir Blogger.
A estas alturas estamos ante un empate técnico: por un lado la flexibilidad compleja de Blogger, por otro lado la potencia sencilla de Wordpress.com. Veo la elección clara: escoge blogger si quieres entrar en ciertas materias avanzadas de diseño y configuración o, sobre todo, si quieres poner publicidad; para todo lo demás, Wordpress.com sin duda alguna.

Creando una cuenta

Una vez que has elegido el alojamiento, queda lo más sencillo, abrir una cuenta en Wordpress.com o Blogger. Hagas lo que hagas, pasa antes por Gmail.com para abrir una cuenta de correo electrónico -esa cuenta la podrás utilizar para acceder a Blogger-. De todas formas, lo más recomendable -y aquí termino- es que sigas los siguientes pasos:
  1. Abrir una cuenta en GMail si no la tienes ya.
  2. Abrir una cuenta en Wordpress.com.
  3. Utilizar la cuenta de GMail -que en realidad es de Google Accounts- para acceder el servicio de Blogger.
A partir de aquí déjate llevar por ambos servicios y empieza a participar activamente en la blogosfera. Ve elaborando tu blogroll -tu lista de blogs favoritos-, de ahí pasa a mantener un agregador de RSS, y déjate embeber por la blogosfera.

Bienvenido a la Web Jerigonza.

No hay comentarios: